Berenjenas rellenas de acelgas y guisantes



Ingredientes :
  •          1 berenjena grande
  •          250 ml. de tomate triturado
  •          2 hojas grandes de acelgas
  •          1 puñado de guisantes
  •         150 g. de seitán
  •          Pan rallado
  •          Sal, azúcar, pimienta negra, orégano, aceite

Para la bechamel
  •          1 cucharada de harina
  •          1 cebolleta
  •          1 chorro de aceite o 2 cucharadas de margarina
  •          1 vaso y medio de bebida de soja (aproximado)
  •          Sal, pimienta, nuez moscada al gusto


1. Cortar longitudinalmente la berenjena y practicarle cortes en forma de cuadrícula en la superficie. Agregar un poco de sal y aceite por encima y asarlo al horno unos 15 minutos a 200º o hasta que se vea que están hechas. Se puede pinchar con un palillo para comprobar que están tiernas. Cuando estén hechas, sacarlas del horno y dejarlas enfriar, para cuando se pueda sin quemarse, vaciarlas con una cuchara, con cuidado de no romper la piel, y reservar.
2. Poner a hervir en agua con sal unos 15 minutos las acelgas limpias y troceadas en trozos anchos (1 dedo) los tallos y trozos más grandes las hojas. Cuando estén tiernas, apagar y retirar del fuego y añadir el puñado de guisantes (aunque estén congelados) en el mismo agua. Dejar reposar 5 minutos así y escurrir.
3. Freír el tomate en una sartén con un poco de aceite a fuego bajo durante unos 20 minutos, añadirle 1 cucharadita de café de sal y 2 de azúcar, y pimienta negra al gusto. Tapar y remover periódicamente. Cuando esté frito, destapar y añadir la carne de las berenjenas picada y el seitán rallado (agujeros grandes) ahora a fuego medio. Remover unos minutos y añadir las acelgas, los guisantes y bastante orégano. Probar la mezcla y corregir de sal o especias. Dejar cocer unos minutos más, removiendo, y reservar.
4. Para la bechamel, freír la cebolleta picada a fuego medio en suficiente aceite, sin cubrir*. Añadir sal. Cuando la cebolla esté hecha, sin alterar el fuego añadir la harina previamente tamizada y cocinarla removiendo rápidamente unos segundos, hasta que se mezcle bien con el aceite, y entonces ir añadiendo la bebida de soja poco a poco y removiendo, evitando que se queme o se seque, pero sin añadir mucha de golpe como para que se no corte la cocción más de unos pocos segundos. Cuando consigamos la textura un poco más líquida que la deseada** (a mí me gusta espesa para esta receta) bajar el fuego, continuar removiendo y añadir sal, pimienta negra y nuez moscada al gusto. Remover unos segundos y retirar del fuego.
5. Ahora hay que montar las berenjenas. Rellenar las dos mitades con la mezcla de la sartén, cubrir con la bechamel y espolvorear con pan rallado toda la superficie. Hornear a 210º a media altura durante 15-20 minutos o hasta que se vean doradas.
Si se combina una de estas medias berenjenas con por ejemplo 100 g. de arroz blanco, junto a los guisantes y el seitán del relleno tenemos un plato con un muy buen y variado aporte de proteínas.

Buen provecho!

* Si solo se hace 1 berenjena es recomendable utilizar una olla estrecha, pequeña, para la bechamel.

** Al enfriarse la bechamel se espesa, así que habrá que tenerlo en cuenta para lograr la textura deseada.

Receta aportada por Ángel

No hay comentarios:

Publicar un comentario



Los contenidos de este blog tienen como fin la difusión y defensa de los animales,disfrutar la música,conocer lugares con encanto, etc. Por lo que no tiene carácter lucrativo. Retiraremos inmediatamente cualquier contenido que se nos comunique que vulnera derechos de autor.

El beneficio económico que me aporte la publicidad de este blog,sera donado a todos los gatos sin hogar que alimento todos los días y a DefenAnimal.org.


BIENVENIDOS AL BLOG DE LUCILAISI